Toma De Decisiones
En Adolescentes - 1ª Parte

El cerebro

Antes de ponernos serios acerca de la toma de decisiones en adolescentes, hablemos un poquito de desarrollo neurobiológico (¡algo sencillo!).

Alrededor de los siete años de edad hay un crecimiento rápido del cerebro. Principalmente, en el hemisferio izquierdo, el cual nos permite entrar en el mundo del intelecto, de la lógica y del razonamiento.

Desde los 15 años hasta mediados de los 20, el área conocida como lóbulo prefrontal desarrolla su función. Ahora sabemos que esa área está involucrada en la planificación del futuro y la valoración de riesgos a largo plazo.

 

Y, ¿qué?

Las implicaciones de este conocimiento en relación a la toma de decisiones en adolescentes son enormes. Primeramente, no deberíamos esperar que los niños tomen decisiones racionales. Ellos simplemente no tienen el “hardware” o “disco duro” de su cerebro preparado para ello. No es, hasta un tiempo después de los siete años, cuando ellos comienzan a usar el pensamiento abstracto, ya que es en ese momento en el cual su “hardware” para el pensamiento abstracto llega a ser relevante.


Si tu adolescente ha hecho algo que consideras estúpido, y tu reacción es “¿En qué estaba pensando?”. Pues bien, la respuesta es que estaba pensando en hacer eso y en el placer relacionado con esa acción. No estaba pensando a largo plazo, ni considerando los riesgos. De nuevo, el “hardware”, el lóbulo prefrontal, simplemente no está funcionando todavía de la manera que, una vez desarrollado, nos permite considerar las consecuencias a largo plazo de nuestras acciones.

 

Estimulación apropiada

Un niño pequeño no es simplemente un adulto en miniatura. Hay muchas fases a través de las cuales tiene que pasar, en términos de desarrollo de su cerebro, y, cada fase tiene que finalizar antes de que la siguiente termine, o, al menos madurar lo suficiente para que le permita continuar con la siguiente. Cada fase necesita diferentes clases de estímulos de manera que el niño sea estimulado de la manera apropiada que le permita a su sistema nervioso desarrollarse con normalidad.

Si un niño recibe estimulación para la cuál, su cerebro no está preparado todavía, esto impide, de alguna manera, el crecimiento de la parte del cerebro que debería ser estimulado. Y, es probable, que más tarde ese niño pueda necesitar ayuda.

Esto también significa que esos problemas de los años adolescentes, (normalmente), ocurren mientras el cerebro comienza a cambiar su foco de actividad. En lugar de estar “atrapados” por sus emociones, podríamos decir, que la toma de decisiones emocional de los adolescentes llega a ser sosegada por el lóbulo prefrontal, el área que tiene que ocuparse de las decisiones sobre el bien y el mal (correcto/incorrecto) y las relaciones de causa y efecto.


Dentro del software…

Esto ha sido un vistazo rápido, y por encima sobre el desarrollo neurobiológico, crecimiento del “hardware”. Ahora, ¿qué hay sobre el “software”? ¿Cuáles son los retos para la toma de decisiones en adolescentes saludable?

¿Te gusta esta página?





Decisiones Con Confianza

Boletín mensual con consejos y trucos útiles
¡Extra!
'Los 7 Principios Vitales Para Tomar Decisiones'
al subscribirte
Más información...
Email

Nombre



No te preocupes -
tu dirección de correo está
totalmente segura.
Prometemos usarla solo
para enviar Decisiones
Con Confianza

En la siguiente página, sigue hacia abajo para la información en ESPAÑOL.

Frustrated with your day job?

But don't know how to make money from your passion or hobby?
Here's how to transition at your own pace...